Intranet
28/09/2016

Murcia se une contra la escasez de agua

Pedro Antonio Sánchez, presidente de la Región de Murcia ha resuelto con productores, agricultores, exportadores y regantes que deben permanecer unidos para que el decreto de sequía que se está gestionando introduzca otras medidas, a parte de las ya existentes, que den solución al escenario que se está viviendo en Murcia.

El gobernante de la Región, transmitió a los portavoces del sector agrario que se encontraban en la reunión del Palacio de San Esteban, el gran empeño que desde el Gobierno de la Comunidad se está poniendo para que se den nuevas actuaciones, ante el escenario de sequía que le está tocando vivir a Murcia. 

Adela Martínez-Cachá, consejera de Agua, Agricultura y Medio Ambiente, hizo especial hincapié en que los agricultores de la Región precisan tener un “horizonte claro”, además de reafirmar que la situación que se está viviendo en la comunidad es muy difícil. 

Por supuesto, recalcó el hecho de que tanto agricultores como regantes han cumplido su parte del trato, y los pozos y las desalobradoras están paradas. Así pues, exigió una mayor contundencia en las actuaciones para reclamar el agua necesaria para el campo murciano, de forma que todos deberán trabajar codo con codo para conseguirlo. 

Desarrollando y mejorando el decreto de la sequía 

Desde el gobierno de la Región se propondrá al Ministerio un conjunto de medidas necesarias para que se estudien y se adhieran al nuevo decreto de sequía que se está desarrollando, para que así sea eficaz y dinámico, dando una pronta respuesta a tan desesperante situación. 

Una de las medidas que se van a proponer al Ministerio desde la Región, es que de manera conjunta y leal se admita la situación del regadío de Murcia y se constituya un método de actuación para regular los pozos y las desalobradoras.   

Como añadido a las aportaciones que Murcia obtiene del trasvase Tajo-Segura, el Gobierno Regional va a pedir que aumente la productividad de las desaladoras todo lo que se pueda. Además, sugerirá la reconstrucción y el acondicionamiento de las cañerías de impulsión de agua desde la Rambla del Albujón hacia la desalobradora de El Mojón, para el procesamiento del agua tras su tránsito por el filtro verde que se va a construir en las inmediaciones de la rambla.